926 58 93 08

Placas solares precios : rendimiento vs precio

Placas solares precios

Para la pregunta de cuánto cuesta instalar placas solares en una vivienda no hay una respuesta sencilla. En primer lugar, conviene tener en cuenta que el gasto inicial, aunque pueda parecer algo abultado, se amortiza en pocos años, al permitirnos prescindir por completo de la factura eléctrica. Por otra parte, el coste inicial depende en gran medida del tipo de placas que instalemos. Más concretamente, del tipo de silicio que incorporen.

Las placas de silicio monocristalino son las que ofrecen un mayor rendimiento, aunque también las más caras; las de silicio amorfo, por su parte, son las más baratas, a la vez que las menos eficientes; y las elaboradas con silicio policristalino están a medio camino, tanto en precio como en rendimiento. Estas últimas son las más utilizadas cuando se trata de instalaciones de bajo consumo, mientras que las placas monocristalinas son las más adecuadas cuando se requiere mayor potencia.

De todos modos, el rendimiento de las placas solares fotovoltaicas es bastante limitado en términos generales. Se estima que, para producir 200kWh de electricidad, las placas solares necesitan recibir al menos 1000hWh del sol. Por eso, cuanto mayor el rendimiento, menor el plazo de amortización. La buena noticia es que el precio de los paneles solares sigue bajando, mientras que las innovaciones tecnológicas siguen aumentando el rendimiento.

Otro avance radica en el incremento de la oferta personalizada. Ahora cualquiera puede encontrar en placas solares precios competitivos gracias a los kits de autoconsumo. Una casa de vacaciones que solo se utiliza en verano y los fines de semana, por ejemplo, puede disfrutar de todas las ventajas de la energía solar gracias a la utilización de baterías. Por el contrario, un kit sin baterías puede ser una magnífica opción para viviendas situadas en zonas con muchos días de sol, ya que los electrodomésticos conectados en un momento dado consumen solo la electricidad generada por las placas solares, sin tener que recurrir a la red eléctrica. En ambos casos, las placas solares consiguen reducir la factura eléctrica con una inversión mínima

Por otra parte, las placas solares fotovoltaicas suponen un mayor ahorro en el gasto energético siempre y cuando cambiemos nuestros hábitos de consumo. Utilizar los electrodomésticos que más energía consumen, como la lavadora, por ejemplo, cuando hace sol es una buena recomendación. Y para los que podamos necesitar en cualquier momento, como la calefacción, mejor si recurrimos al gas o la biomasa.

Related Posts

Leave a Reply

12 − 3 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR